Todas las empresas necesitan almacenar datos. Guardar sus documentos confidenciales, cuentas, archivos de clientes entre otros archivos.

Hasta finales del siglo anterior, la actividad de almacenar datos se hacía de manera real en lugares físicos. De esta manera, se guardaban documentos que podrían ayudar en el futuro. Con el paso de los años, este almacenamiento de datos empezó a realizarse con los ordenadores, guardando directamente en los discos duros. Sin embargo, con la llegada de Internet, se han producido grandes cambios.

En el 2002 aparecieron servidores para almacenar datos, capaces de guardar aplicaciones en sus locales informáticos. Con el tiempo, la potencia de estos servidores ha ido creciendo hasta poder almacenar una infinita cantidad de datos en estos servidores dando lugar al: cloud computing. Este concepto pretende beneficiarse de los servicios de un tercero para almacenar «en las nubes» sus datos, es el denominado almacenamiento de datos virtual.

La nube se refiere también al envío de correos electrónicos (Gmail) o de fotos. El desarrollo de las tecnologías ha facilitado a empresas el uso de una parte de la red de telecomunicaciones Internet y de la telefonía para proponer sus propios servicios.

Estas empresas prestatarias de servicios ofrecen soluciones de gestión de empresas bajo ciertas aplicaciones más allá del simple almacenamiento de datos.

Hoy en día, no hace falta recurrir a métodos de almacenamiento de datos físico. Sino que existen servicios de empresa especializados capaces de almacenar virtualmente la información que pasa por un fax tradicional o una centralita de telefónica. De esta manera, los archivos no existen físicamente en la oficina pero sí son almacenados en un servidor que usa redes de telecomunicaciones telefónicas.

almacenar datos

Ventajas de almacenar datos virtualmente

Una de las ventajas de almacenar datos de manera virtual de datos es la disminución de los costes de instalación gracias a la reciprocidad de servicios para muchos clientes. Las empresas ya no necesitan hacer grandes inversiones en infraestructuras físicas para almacenar datos.

Además, destaca la flexibilidad de uso de estos servicios. Estas herramientas para almacenar datos son accesibles en cualquier sitio y en cualquier momento.

En cuanto al fax por Internet, los empleados ya no tienen porqué estar pendientes del aparato físico ni permanecer en las oficinas a la espera de recibir un fax. El fax es accesible ahora a partir de cualquier aparato con acceso a Internet.

Con estos avances y la evolución de la manera en la que se trabaja, la seguridad y la integridad del almacenamiento de datos en la nube se han vuelto prioritarias en estos últimos años. Además de que es muy relevante la facilidad de búsqueda en los servidores de almacenamiento de datos.

 

Qué más puede ofrecernos almacenar datos virtualmente

A nivel de usuarios particulares, la nube es utilizada para guardar archivos tales como las fotos, vídeos, música, etc. Sin embargo, para las empresas, las posibilidades que ofrece la nube va mucho más allá, permitiendo un trabajo mucho más eficiente y eficaz. Un ejemplo de ello son los servicios que os ofrecemos desde Fonvirtual. Gracias a cloud-computing se crea la telefonía VoIP que permite almacenar el número fijo, la centralita telefónica e incluso el call center en la nube, haciendo posible hacer y recibir llamadas desde cualquier dispositivo y desde cualquier lugar del mundo.

Además, gracias al almacenamiento en la nube, las pequeñas y medianas empresas se pueden permitir servicios que antes estaban asociadas a grandes empresas. Por ejemplo, tener su propio call center. Esto hace posible crear la mejor atención al cliente posible, sin necesidad de hacer grandes inversiones y además aprovechando muchas funciones que un call center físico no es capaz de ofrecer. Como es el acceso a estadísticas de llamadas en tiempo real, distribución automática e inteligente de llamadas, herramientas de gestión para el supervisor, etc. Todo esto nos permite optimizar el trabajo, ofreciendo la mayor flexibilidad y escalabilidad, y satisfaciendo las necesidades de comunicación de nuestros clientes.

Para más información sobre las posibilidades de telecomunicaciones en la nube contacta con nosotros y te asesoraremos sobre la solución que más se adapta a las necesidades de su empresa.