A menudo las compañías telefónicas dan muchos problemas, y esta misma semana, en concreto el día 20 de junio de 2018, los clientes de Orange vivieron uno de ellos en primera persona. No es la primera vez que pasa, y desgraciadamente, tampoco va a ser la última.

Es algo muy molesto el perder la línea telefónica a nivel personal, ya que nos puede suponer problemas debido a situaciones del día a día en las que se necesita utilizar el teléfono sí o sí. Ya sea para pedir cita en un médico, para hablar con un familiar, o para quedar con un amigo, entre otros casos.

Pero el problema ocurre realmente dentro de una empresa, cuando su actividad depende al 90%, por no decir al 100% en muchos casos, de las llamadas telefónicas que realice o reciba. La gestión u organización de un negocio se realiza a través del teléfono, por lo que perder la línea por un tiempo puede suponer un fracaso para el mismo.

Habitualmente las empresas contratan el servicio de una misma compañía telefónica, puesto que la gestión de la actividad empresarial siempre resulta más sencilla bajo un mismo proveedor. Pero como ya se ha comprobado, esa decisión puede suponer un problema considerable.

¿Cuál ha sido el problema de Orange?

Esta compañía ha presentado durante varias horas incidencias que han afectado al servicio de voz móvil de sus usuarios en toda España. El problema ha surgido de la red operadora de la telefonía, afectando a un gran número de usuarios clientes de Orange los cuales no han podido realizar ni recibir llamadas a otros terminales de la misma compañía, e incluso de otras en algunos casos.

Las críticas hacia la empresa operadora han sido numerosas, ya que ha dejado sin servicio a un gran número de clientes. Sin embargo, la gran mayoría de quejas procedían de empresas, reclamando el grandísimo problema que supone el que sus clientes no pudieran contactar con ellos.

Debido a este tipo de problemas es altamente recomendable tomar decisiones de gestión multioperadora, es decir, contratar servicios con varias empresas diferentes. El fin de esta tendencia no es otro que el de asegurar un mínimo de líneas disponibles, ya que, en caso de cualquier incidencia, siempre contarás con la disponibilidad de la segunda compañía.

Fonvirtual te da la solución

Ante cualquier fallo, a cualquier empresa le gustaría tener un mecanismo de defensa que le garantice que las llamadas no se pierdan, y que el servicio telefónico esté asegurado. Fonvirtual, una vez más, te ofrece la mejor solución.

incidencia compana1_opt

Una centralita virtual te ofrece un número fijo o un 902  totalmente independiente de la línea telefónica. Este número será el receptor de todas las llamadas, pudiendo desviarlas al resto de extensiones telefónicas de las que disponga la empresa. ¿Lo mejor de todo? La compañía telefónica podrá seguir siendo la que tu elijas.

Las operaciones en la nube son, indiscutiblemente, las soluciones protagonistas hoy en día. Cuando ocurra cualquier incidencia como las que ya se han mencionado anteriormente, será la centralita virtual de Fonvirtual.com quien desvíe automáticamente las llamadas a otros números de agentes configurados previamente. Para que se entienda mejor, se trata de un servicio que te respalda, ya que ni la centralita virtual ni el número de cabecera se verán afectados si surge cualquier problema. Además, contamos con extensiones WebRTC que te permitirán recibir las llamadas por Internet en caso de no tener líneas en otros operadores y que te asegurarán que no te verás afectado por ningún fallo en la red de los operadores tradicionales.

Si tu intención es asegurar las llamadas que recibes y no perder a ningún cliente, infórmate sobre nuestras tarifas y prueba el servicio que te ofrecemos, sin compromiso de permanencia. ¡No te arrepentirás!