La línea 900 se utilizada por muchas empresas como número de teléfono principal de cabecera. El 900 es un número de red inteligente, es decir, pertenece al grupo de números que no están vinculados a ninguna localización geográfica, como son también los 902 o 901, con el fin de no identificar la empresa con ninguna ubicación geográfica.

Además de hablar de términos de imagen nacional, las empresa utilizan estos números por los beneficios económicos que ofrece a los llamantes, aunque no a la propia empresa. Con la línea 900, el coste de la llamada es abonado en su totalidad por la empresa que recibe la llamada, siendo completamente gratuito para el usuario que hace la llamada. Por tanto, las empresas consideran que de esta manera tienen más oportunidades para que los usuarios les llamen.

Estos números se relacionan con empresas de gran variedad de sectores: líneas de ventas, servicios de citas, soporte técnico, etc. Muchos de ellos generan grandes volúmenes de llamadas entrantes o salientes. Pero, ¿ te has preguntado alguna vez por qué es beneficioso para tu nuevo negocio contratar una línea 900?

Muchas empresas incluyen una línea 900 para poder ampliar su cartera de clientes. Un número virtual no necesita instalaciones adicionales, por lo que es una manera fácil y económica de empezar la comunicación con clientes o proveedores. Aún así, sin una centralita detrás a través de la cuál poder gestionar las llamadas entrantes y salientes no tendría sentido utilizar este número en la empresa.

 

Pasos a seguir para iniciar tu negocio con una línea 900

 

1. Crea un plan de negocios

Desarrolla un modelo de negocio de los servicios que atenderás u ofrecerás a través de la línea 900. Así como los costes que estarás dispuesto a asumir a través de la línea telefónica.

 

linea 900 empresa

 

2. Busca al mejor proveedor de línea 900

A partir del presupuesto de tu nuevo negocio, busca aquellas ofertas de línea 900 que más se adapten a ti.

Para tener un número 900 es indispensable tener un número de identificación fiscal, así como una licencia comercial y permisos legales requeridos por el Estado.

 

3. Valora las alternativas

¿Qué necesita mi empresa? ¿Qué presupuesto tenemos?

Desde Fonvirtual te recomendamos que tu número 900 sea virtual, es decir, que no requiera de instalaciones.

“Acabo de iniciar mi negocio, ¿cómo voy a pensar ahora en invertir en instalaciones si un número virtual me ofrece las mismas funcionalidades que uno físico?”

Piensa también en las funcionalidades avanzadas de tu nuevo número. Algunos proveedores de línea 900 te permiten añadir locuciones, buzones de voz, grabación de llamadas, horarios, etc.

 

4. Contrata al proveedor que más se adapte a tu nuevo negocio

¡ Ya podrás difundir tu nueva línea 900 !

 

Otras recomendaciones para tu línea 900

Aunque contratar una línea 900 sea una opción, se trata de servicios que están muy en desuso. Esto se debe a que es la empresa quien asume mensualmente un coste variable que no controla, pues depende de la cantidad de llamadas que recibe. En la actualidad, los números virtuales de provincia, como es el 91 de Madrid, son los perfectos sustitutos para mostrar una imagen nacional.

Sea cual sea el número de cabecera de la empresa, ten en cuenta que detrás de ellos debe haber un servicio de atención al cliente que atienda o emita todas las llamadas posibles.

Ahora es muy fácil, sobre todo para los nuevos negocios que están empezando. Tu línea virtual conectada a tu centralita virtual WebRTC permite que puedas atender las llamadas desde cualquier lugar.

Cualquier inicio de negocio es complicado y supone mucho movimiento. Por lo que contratar esta línea virtual con tu servicio de atención al cliente de WebRTC te dará todas las funcionalidades que necesites.