El coworking o trabajo colaborativo se basa en un concepto muy simple, juntar a profesionales de distintos sectores (autónomos, emprendedores o empresarios) en un mismo espacio físico para que cada uno trabaje en sus propios proyectos compartiendo no sólo oficinas, sino también gastos. Conviene destacar que el coworking no es solo esto, es cierto que una de las principales ventajas es la reducción de los gastos, pero también lo es convivir con una comunidad de trabajadores que están predispuestos a compartir sus ideas sus proyectos y su conocimiento contigo.

El número de oficinas de coworking aumenta exponencialmente cada año y es que cada vez más personas son conscientes de las grandes ventajas de esta práctica.

coworking

El coworking aporta a aquellos que lo practican una serie de beneficios como son los siguientes:

  • El precio del espacio de trabajo es mucho menor que una oficina para ti solo ya que se comparten los gastos, además de que es mucho más eficiente trabajar desde una oficina que desde casa con todas las distracciones que eso conlleva.
  • Compartirás todo tipo de gastos, como el internet o suministros como papel, electricidad o agua…
  • Conocerás a un montón de gente con ganas de emprender y con miles de buenas ideas de las que quizás puedas formar parte. Además aprenderás muchos conceptos y adquirirás conocimiento de otras ramas hasta ahora desconocidas para ti. Además tu lista de contactos no solo aumentará entre los compañeros de oficina, si no sus propios contactos te servirán de ayuda por ejemplo adquiriendo proveedores más económicos.
  • Si lo que te preocupa son cuestiones como que quieres independencia en temas como la línea de teléfono o el fax, no te preocupes. Gracias a las centralitas virtuales o al fax virtual podrás tener un número fijo para tus clientes, además al ser virtuales no están asociados a ningún cable en la pared por lo que no lo tendrás que compartir con nadie, aprovecharte de todas las funcionalidades que estos ofrecen y llevártelo bajo el brazo a donde quieras sin preocupaciones de ningún tipo.
  • Si tienes previsto crecer y piensas que el espacio del coworking se te va a quedar pequeño, siempre podrás mudarte a una oficina propia, sin embargo para empezar tu andadura en los negocios puede ser una gran opción.

Como ves, las ventajas que esta herramienta ofrece a aquellas personas que la practican son múltiples, cada vez son más los espacios dedicados a esto y podrás elegir aquel que más se adapte a lo que buscas, sin embargo es posible que en la zona donde quieras empezar tu actividad todavía no exista esta práctica… Quién sabe, puedes ser tu el que empiece a movilizar a los empresarios de tu zona hacia el coworking y sus beneficios.